Coaching ejecutivo. Grandes cambios para el liderazgo.

Home/Sin categoría/Coaching ejecutivo. Grandes cambios para el liderazgo.

Coaching ejecutivo. Grandes cambios para el liderazgo.

Sinopsis: en un mundo, como el actual, con ese vertiginoso cambio que estamos viviendo, que más bien podríamos considerarlo una transformación extrema, una de las grandes necesidades de las empresas y el mundo de los negocios es el de la re-adaptación profesional de los recursos s humanos, vamos a decir mejor, de las personas.  Que mejor que contar con el coaching ejecutivo. Ya que se está produciendo una gran brecha entre las capacidades que las empresas necesitan y lo que el departamento de recursos humanos puede entregar, es decir personas con el sistema actualizado.

Aunque se cuente con ese Departamento de Recursos Humanos, esta brecha incrementa la presión hacia el líder, al ser su actuación más exigente que nunca. Ya no es suficiente que el líder sea innovador y capaz de adaptar las estrategias de la organización a un mundo de negocios tan volátil.

El líder tiene que ser capaz de llevar el equipo a la integración con la estrategia del negocio. Con lo cual su conocimiento del coaching ejecutivo debe ser destacable, entendido en su más literal sentido, entrenador y facilitador de esa transformación tan necesaria y critica para el negocio.

Es interesante contar con un líder que conozca las metodologías y herramientas del coaching para catapultar las competencias y talentos de los recursos humanos del equipo hacia cotas insospechadas hasta ahora. Suena a apocalíptico, ya lo sé, pero las exigencias son las que son y no van a ir  a menos.

Los líderes sobresalientes salen de su camino para potenciar el autoestima de su personal. Si las personas creen en sí mismas, es increíble lo que pueden lograr”.  Sam Walton, fundador de Walmart y Sam’s Club.

Algunas notas, algunas ya antiguas y otras más novedosas, y que pueden ser útiles para la re-invención de habilidades para potenciar el talento del equipo humano con el apoyo de un líder-coach:

Algo más antiguo

La motivación: depende de factores internos y externos que estimulan el deseo y la energía en la gente, para que continúen interesados y comprometidos con un trabajo, rol, manteniendo el esfuerzo para alcanzar los objetivos establecidos.

¿Cómo mantener la motivación? Fomentando la interacción de ambos factores (internos y externos) al mismo tiempo, que son también conscientes e inconscientes, como podrían ser:

  • La intensidad del deseo o necesidad de alcanzar un estado, un objetivo.
  • Incentivo o recompensa de valor (no solo monetario) al alcanzar la meta.
  • Las expectativas de la persona es el motor de la motivación, y nos hemos olvidado de ello, utilizándolas algunas veces erróneamente, al crear “expectativas de futuro” que después no se cumplen. Estos factores son las razones por las que uno tiende a comportarse de una determinada manera que le acerca hacia la consecución de objetivos y alcance de la meta anhelada.
  • El tipo de motivación también es importante; la motivación externa no es muy eficaz, dura lo que dura, suele ser efectiva en el corto plazo, mientras algo empuja y/o estira. Es mucho mejor apoyar la motivación interna al ser más efectiva a largo plazo, ya que se convierte en el motor de la transformación personal y profesional.

 

La creatividad y la motivación: la motivación es un elemento esencial en la creatividad, como sabemos la creatividad se ve afectada por muchos factores incluyendo el ejercicio, la dieta y el medio ambiente; si estamos motivados, podemos ser más creativos. Nuestra propia capacidad de ser creativo o explorar nuevos campos es mucho más eficaz y puede ser apoyada por el líder-coach. También necesitamos desarrollar hábitos y un estilo de vida que fomente:

  • La creatividad.
  • La importancia de la motivación interna y externa;
  • El valor del ensayo y el error, el valor del fracaso.
  • La inteligencia emocional.

La inteligencia emocional en el éxito profesional

 

Algo más novedoso.

El pensamiento crítico: El pensamiento crítico es el proceso intelectualmente disciplinado, llevado de forma activa y con habilidad de conceptualización, aplicación, análisis, síntesis y / o evaluación de la información obtenida de, o generado por, observación, la experiencia, la reflexión, el razonamiento o la comunicación, como una guía para la creencia y la acción para la consecución de objetivos y metas excelentes y racionales.

En su forma ejemplar, que se basa en los valores universales que trascienden las divisiones intelectuales en la materia: la claridad, exactitud, precisión, consistencia, relevancia, buenas razones, la profundidad, la amplitud y la equidad.

¿Y cómo utilizar esta descripción tan filosófica y pegajosa en el mundo de la empresa y de los negocios? Veamos

Las cinco fases del pensamiento crítico para mejorar la creatividad y que se pueden aplicar mediante un proceso de coaching.

Design Thinking

  1. Aceptar el reto.
  2. Interpretar el reto.
  3. Identificar la oportunidad del reto.
  4. Generar una idea para superar y/o alcanzar lo planteado en el reto.
  5. Probar la idea si funciona para solucionar el reto, y volver a empezar si no funciona.

Aquí es donde se produce la fusión entre motivación, pensamiento crítico y creatividad para unos tiempos tormentosos y tumultuosos donde el coaching ejecutivo puede aportar un valor excepcional al líder del proyecto.

 

By | 2016-11-18T12:16:23+00:00 junio 10th, 2016|Sin categoría|0 Comments

Sobre el autor:

Permitidme que os cuente una historia de éxitos,  y como no de fracasos, pero al fin y al cabo una historia de crecimiento, de lucha…de sensaciones, emociones y …¡Vale más que os lo cuente!

Leave A Comment

*